El Florencio

26.07.2016 - 11:22

“El Florencio” - como es conocido afectuosamente por vecinos y amigos - es parte del complejo de salas de la División de Promoción Cultural del Departamento de Cultura de la Intendencia de Montevideo. Este centro cultural y social es central a la historia e identidad cerrense y es reconocido como un icono cultural para la ciudadanía montevideana.

Centro Cultural Florencio Sánchez

Ubicado en la calle Grecia, en la esquina sureste de la histórica Villa del Cerro y a pasos la rambla Suiza, el CCFS ocupa un edificio construido a instancias del comerciante Manuel Diz en 1915 para albergar el Teatro Cinema Apolo. En 1962 los herederos de Manuel Diz venden el Teatro Apolo a la Intendencia Municipal de Montevideo, que realiza una ampliación en la vivienda posterior, re-inaugurando el 4 setiembre 1971 como Teatro Florencio Sánchez, bajo la responsabilidad de la Comisión de Teatros Municipales. Luego de un período de declive y deterioro edilicio, vecinos y artistas locales solicitan su remozamiento a la Intendencia de Montevideo. En diciembre de 1996 se re-inaugura con el nombre de Centro Cultural Florencio Sánchez, convirtiéndose en el primer espacio cultural público con equipamiento profesional fuera del centro de Montevideo, siendo hasta hoy un emblema de la descentralización cultural en nuestro país.

Equipamiento y programación

El equipamiento del CCFS incluye una sala polivalente de 300 butacas removibles, con una programación que incluye música, cine, teatro y es particularmente adecuado para la presentación de artes circenses y danza. La sala cuenta con su propio equipo técnico y sistema de venta anticipada de entradas operado por Tickantel.

En nuestro amplio hall de entrada se realizan actividades interactivas y participativas que buscan promover la reflexión y el conocimiento de aspectos de nuestra cultura material y científica. El entrepiso del hall alberga la galería FotoCerro, equipada para muestras fotográficas y en el patio de descargas funciona la Huerta Elsa Rodriguez, un espacio dedicado a la educación medioambiental y a la alimentación como cultura.

Su oferta de bienes y servicios comprende la programación de sala, muestras, talleres, proyectos interinstitucionales con educaciones educativas y sociales y propuestas de formación y desarrollo profesional para artistas locales.

Compartir